La cocina de la Isla se consolida como uno de sus principales atractivos turísticos

gastronomia_restaurante_cofradia_pescadores_puerto de la cruz_IMG_9542

La edición 2016 de la prestigiosa Guía Michelin ha vuelto a reconocer la extraordinaria calidad de la cocina de Tenerife, al otorgar cinco estrellas a los restaurantes de la Isla. El último en sumarse al listado es El Rincón de Juan Carlos, que acaba de conseguir la primera. Se une así a los restaurantes M.B. y Kabuki, ambos del Abama Resort & Spa de Guía de Isora (que mantienen las estrellas que ya poseían, dos y una respectivamente), y al Kazán de Santa Cruz de Tenerife (que también conserva la que obtuvo el año pasado).

Tenerife se convierte así en la única isla canaria con estrellas Michelin gracias a una gastronomía que ha sabido aunar las propuestas tradicionales con otras más novedosas para crear una oferta culinaria que, en sus cientos de restaurantes repartidos por todo su territorio, ya ocupa un espacio propio como atractivo turístico.

Una cocina original y diversa

gastronomia_hotel_bahia del duque_adeje_IMG_6756La gastronomía tinerfeña se compone de productos que destacan por su frescura, una de sus grandes señas de identidad. Tanto los pescados como las carnes, y por supuesto, todo lo que nace de la huerta, da lugar a unos platos deliciosos con protagonistas destacados como las papas, los plátanos o la miel.

Los vinos tinerfeños merecen una mención especial. El origen volcánico de la Isla ha propiciado que los caldos sean originales y diversos, producidos en algunos casos en condiciones inverosímiles por la orografía o el clima. Esas particularidades se aprecian en las cinco denominaciones de origen certificadas en Tenerife: Abona, Tacoronte-Acentejo, Ycoden-Daute-Isora, Valle de Güímar y Valle de La Orotava.

Club de producto Saborea Tenerife

En la explicación del avance experimentado por la cocina de Tenerife en los últimos años se encuentra el club de producto Saborea Tenerife. Integra a los agricultores, a los mercadillos, a los cocineros, a los bodegueros y a todos cuantos tienen algo que decir en la gastronomía de la isla.

Esa integración de sectores profesionales y de iniciativas públicas lleva a conformar un club donde coinciden actividades diversas, como son la propia actividad gastronómica con la de ocio alternativo, turismo activo, de la naturaleza, turismo cultural, enológico, alojamiento, producción local, medios de comunicación especializados y muchas de las actuales variantes de experiencia turística que marcan la diferencia y singularidad de los destinos turísticos de primer orden.

Leave a Reply

Your email address will not be published.